Cuidados de la Hortensia

La Hortensia, es una planta Ornamental que incluye 43 especies aceptadas, originaria de Asia y América, pertenece al género Hydrangea. En algunas partes se desarrolla como lianas y puede alcanzar los 30 metros trepando por los árboles, aunque es más común ver que crece como arbusto de hasta unos 3 metros.

Cultivar una Hortensia en el interior o exterior de tu hogar, es favorecer a la creación de una atmosfera cargada de exuberancia, elegancia y simbolismo, ya que sus voluminosas y coloridas flores que van desde el rosa al purpura, blanco, verde, azul, rojo, entre otros, hacen de ella todo un espectáculo natural de color y belleza irresistible a la vista humana convirtiéndola en el epicentro de cualquier lugar. Esta planta representa la gratitud, gracia, belleza y abundancia, debido a la generosidad de flores y a su forma redondeada.

Por lo general el periodo de floración de las Hortensias, suele prolongarse si se le brinda la atención adecuada, es por ello que hemos creado estos consejos para el cuidado de las hortensias, para que los sigas paso a paso y no solamente puedas conseguir flores hermosas, sino también tener Hortensias sanas y hermosa durante todo el año. 

Colócalas En Lugares Luminosos Y Frescos

Para que tu Hortensia pueda crecer en óptimas condiciones, es necesario que la plantes en lugares luminosos y bien ventilados, evita exponerla a la luz solar directa, lo ideal es que la cultives en semisombra y en donde la temperatura no sobrepase a los 20ºcentrigados de lo contrario correrías el riesgo de que tu planta no florezca. Así mismo debes cuidar exponerla a bajas temperaturas (-5ºC), ya que no toleran las heladas y podrían llegar a morirse.

Plántalas en un suelo ácido con buena capacidad de retención de humedad

La Hortensia suele ser una planta muy exigente con el suelo, necesita un sustrato ácido con un pH que debe estar entre los 5,5 y 6,5 y con buena capacidad de retención de humedad. Para ello te recomendamos utilizar el sustrato conocido como tierra de brezo o castaño el cual puedes encontrar por Amazon. Otra opción sería acidificar el suelo agregando un poco de turba rubia.

Riégalas abundantemente con aguas libres en cal

Para preservar la belleza de la Hortensia y potenciar su floración, es necesario regarla diariamente con abundante agua, vigilando que esta no sea excesivamente caliza, lo ideal es que utilices agua de lluvia, destilada, de aire acondicionado o de pozo, a falta de estas opciones te sugerimos agregar un poco de limón o vinagre al agua de riego para equilibrarla.

En verano asegúrate mantener la frescura y humedad apropiada en tu planta, recuerda que esta planta no tolera la sequedad ni las altas temperaturas, evita los encharcamientos ya que estos producirían la asfixia radicular de tu planta.

Fertilízalas para que las hojas y flores estén siempre grandes y hermosas

Debido a que la Hortensia requiere ser hidratada asiduamente, esto provocara que los nutrientes del sustrato se diluyan y es por ello que se debe añadir periódicamente fertilizantes al suelo. Durante la etapa de floración de la Hortensia, es recomendable abonar agregando al agua de riego fertilizante liquido especial para plantas acidófilas, de igual forma puedes usar un abono granulado de lenta liberación esparciendo cada tres meses un puñado sobre su sustrato. Ambos fertilizantes los puedes adquirir por Amazon. 

Si observas que las hojas de tu Hortensia amarillean, sobre todo las nuevas, será debido a la falta de hierro, por lo que deberás añadir inmediatamente un quelato de hierro.

Elimina las ramas viejas que ya no producen flor y las marchitas

Podar nuestra Hortensia anualmente es imprescindible, para potenciar su atractivo con el rejuvenecimiento de su follaje y el brote de nuevas flores. Te recomendamos realizar la poda justo después del invierno, para evitar que las heladas dañen tu planta. 

¿Quieres modificar el color de la floración de tu hortensia?

Existen productos llamados “azuladores de hortencia” que contienen sulfato de aluminio, junto con otros microelementos y acidificantes (adquiérelos en Amazon), que antes de finalizar el invierno, puedes aplicarlos al agua de riego, cada semana y conseguirás que estos ejemplares cambien de color en la nueva floración.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *